Home » Uncategorized » Los Escorpiones y las Sombras

Los Escorpiones y las Sombras

La noche en los lugares calurosos esconde muchos misterios y peligros en la obscuridad. Uno de ellos está íntimamente relacionado con los insectos, muchos de los cuales son sumamente venenosos. Uno de estos insectos son los escorpiones, una plaga que pone en peligro la vida de cientos de personas al dormir o al desplazarse en sus hogares de un lugar a otro. Uno de los más grandes peligros que presentan los escorpiones es su modo de operar tan efectivos, modos que al combinarse con su gran agresividad se convierten en algo bastante peligroso en las zonas donde existen.

Los escorpiones han sido un problema grande para la humanidad durante toda su historia y han representado un peligro del cual extrañamente se menciona poco, debido en gran medida a que era parte de la vida diaria. Asimismo, estos insectos han sido utilizados en muchas ocasiones – especialmente por los egipcios, para asesinar a personas de manera secreta. Si es que una persona vive en una zona propensa a escorpiones hay varias cosas que se deben saber para evitar cruzar caminos con estos.

Lo primero que debemos entender sobre los escorpiones es su psicología, una psicología que esta dictaminada por su minúscula compleción física. Los escorpiones, inclusive los que consideramos grandes, son unos organismos minúsculos en comparación de muchas de las cosas y elementos que se encuentran a su alrededor, incluyendo por supuesto los seres humanos. Esta diferencia de tamaños hace a los escorpiones creaturas muy preocupadas para con su supervivencia y bastante paranoicos. Las personas que viven en un ambiente de escorpiones deben saber también que los escorpiones no son creaturas de ataques sino que son siempre reaccionarios. Es decir, la única manera de que un escorpión pique es si uno se cruza con él en espacios cortos, de lo contrario no atacara.

Sin embargo, también sabemos que cada vez que esto suceda ellos administraran una o muchas picaduras en un solo momento y nunca se abstendrán de hacerlo. El problema es que muchos de los escondites de los escorpiones son directamente proporcionales a aquellos que son anfitriones a los hábitos humanos como lo son dentro de los zapatos; en los bolsillos de la ropa; dentro del armario; por debajo de las mesas y muchos otros  lugares, inclusive en la funda de las almohadas lo que representa un gran problema.

Debido a su tamaño, los escorpiones siempre operan en la obscuridad, lo que significa  que tan pronto se apaguen las luces estos insectos saldrán a hacer sus cosas. Un gran problema llega cuando estos se infiltran a la cama mientras nos encontramos dormidos ya que cualquier movimiento que efectuemos les es motivo suficiente para darnos una buena picadura bastante dolorosa. Asimismo, no todos los escorpiones son peligrosos, aunque hay muchos que pueden acabar con la vida de un ser humano en menos de 30 minutos después de la picadura.

La mejor manera de evitarlos es fumigando fuertemente o tener una maquina ultravioleta que les delata como rayos x.

¿Te interesó el tema? Puedes encontrar más información acerca de este y otros temas en Laboratorios Azteca.

Comments are closed.